Horóscopo Mágico

Telegram : +34 691143240

E-Mail: info@horoscopomagico.com

Crecimiento personal y espiritual, ¿Cómo usar la astrología como herramienta de autoayuda?

La astrología no sólo es una herramienta de predicción, también sirve para crecer personal y espiritualmente, si sabemos cómo usarla.
crecimiento espiritual | HoróscopoMágico.com

 

Mucho se habla de la astrología como un instrumento de predicción cuando en realidad la astrología puede contribuir a nuestro crecimiento espiritual y ser una poderosa herramienta de autoayuda, si sabemos cómo utilizarla.

La carta natal es clave en este compromiso con el crecimiento espiritual. Las casas astrológicas, los planetas y sus aspectos, así como los signos del zodiaco que adquieren, nos orientan y nos guían a la hora de descubrir donde están nuestros puntos flacos y fortalezas. ¡Te olvidarás de todos los libros de autoayuda después de leer este artículo!

Crecimiento espiritual a través de la astrología

La carta natal dibuja una serie de circunstancias de partida desde las que empezar que pueden ser bastante útiles a la hora de la autoexploración y el crecimiento personal. Cada planeta emana un tipo de energía y todos en su conjunto tienen influencia sobre cada ser que nace. Las relaciones entre estos, así como las casas en las que se alojan y los signos que adquieren los planetas, aportan las claves para el descubrimiento personal. Los planetas representan arquetipos.

Los planetas encierran las claves para el crecimiento espiritual y personal | HoróscopoMágico.com

 

Nada de esto es casualidad, por supuesto; esas energías que nos condicionan de distintas formas, nos llevan a superar desafíos y también nos proporcionan refugio. Esta combinación energética única está diseñada de forma perfecta para que evolucionemos.

El problema de todo esto es que vemos en la carta natal hay demasiada información, tanta que a veces diríamos que se contrapone. Con la abundancia de elementos a tener en cuenta, ¿De qué forma nos va a ayudar la astrología con nuestro crecimiento espiritual? ¿Cómo puede proporcionarnos la autoayuda que nos lleve a explorar nuestro sendero espiritual?

Hay que saber combinar el significado de casa astrológica con planeta y su signo correspondiente. Si hacemos la analogía con una obra de teatro, la carta natal nos muestra los escenarios de nuestra vida donde actúan los personajes de la obra (los planetas) y el signo del zodiaco que adquiere son las ropas que le dan la caracterización al personaje.

Las casas astrológicas y el crecimiento espiritual

Las 12 casas del zodiaco señalan áreas, y ahí donde tengamos más planetas, más importancia y sentido cobrarán esos aspectos en nuestra vida.

Aquí una rápida guía sobre las casas y su significado:

  • Casa 1: El yo, la autoestima, los valores personales.
  • Casa 2: Los talentos, las habilidades, las posesiones,
  • Casa 3: La comunicación, los desplazamientos cortos, los hermanos
  • Casa 4: El hogar, el pasado, las raíces
  • Casa 5: La diversión, la creatividad, los hijos
  • Casa 6: El trabajo, la alimentación, las rutinas saludables
  • Casa 7: Las relaciones con la pareja y los asociados, el tipo de gente que atraemos
  • Casa 8: La muerte, el sexo, las herencias, los temas tabú
  • Casa 9: Las ideologías, el sistema de creencias, los viajes largos
  • Casa 10: Carrera laboral, éxitos o fracasos, las figuras de autoridad.
  • Casa 11: Las amistades, las asociaciones
  • Casa 12: El sacrificio, el altruismo, los talentos ocultos.

 Para saber más de las casas, puedes consultar aquí el significado de cada una de ellas.

Los planetas y el crecimiento espiritual

Explorando la totalidad del “rol” que escenifican nuestros planetas (o “actores”), y aceptando la experiencia que nos traen la energía de los planetas, crecemos y nos expandimos y llegamos a la verdadera esencia de nuestro Ser o Sí Mismo y podremos crear nuestra realidad de una forma más consciente. Aquí están las enseñanzas principales de los planetas de la carta astral. 

El crecimiento espiritual y el Sol

Asimilar la energía del sol es aprender a brillar, a expresar el ego. También nos enseña a ser fieles con nuestros valores personales. El signo que rija al sol nos da una pista sobre lo que más valoramos en la vida. Nada mejor para un acuario que la amistad y el altruismo o la comodidad y los lujos para un Tauro. La casa donde se aloje el sol es esa área de la vida en la que se pretende destacar de alguna forma. Un sol en Libra y en casa 3 probablemente sea una persona con gran capacidad comunicativa y que sabrá crear ambientes armoniosos en las reuniones.

El crecimiento espiritual con la Luna

La luna rige las emociones y aquí el aprendizaje es aprender a domarlas. El signo en el que se halle la luna es ese niño interior que llevamos dentro y las necesidades emocionales que debemos satisfacer para sentirnos bien. Una luna en Leo, por ejemplo, otorga una excelente creatividad, aportando calidez a sus relaciones personales, pero al mismo tiempo, se debe superar cierta tendencia a crear drama innecesario.

El crecimiento espiritual con Mercurio

Debemos aprender a enfocar nuestro tipo de inteligencia con nuestros intereses. Un mercurio en Aries nos hablará de nuestra gran capacidad para la iniciativa y las empresas que conlleven cierto riesgo, entonces para que no se oxide, debemos exponernos abiertamente a los desafíos. Mercurio en las casas nos muestra el área de la vida que más curiosidad intelectual nos suscita. Por ejemplo, un Mercurio en casa 6 vuelve a las personas volcadas en el trabajo, mientras que en casa 8 otorga pasión por lo oculto, incluso habilidades esotéricas.

El crecimiento espiritual con Venus

En nuestra Carta Natal, Venus está relacionada con el sentido del gusto y lo femenino. El signo en el que se encuentre este planeta revela aquello que nos hace disfrutar y gozar de la vida. ¡Es de las energías más importantes a internalizar! Muchas personas viven dejando de lado aquello que les da placer y luego no saben por qué son infelices. Venus en un signo de tierra como Tauro valora enormemente la estética y la sensualidad, mientras que una Venus en Virgo se encuentra feliz cuando controla su ambiente. La casa donde se aloja Venus indica nuestra zona de confort. Venus además en un hombre indica el tipo de mujer que le atrae, mientras que en la carta natal de una mujer indica su tipo de feminidad.

El crecimiento espiritual con Marte

El planeta Marte manifiesta nuestra capacidad de lucha, la entrega a nuestro trabajo o la forma de canalizar la ira constructivamente. Un Marte en Géminis vuelve a la persona hábil con las palabras, pues consigue sus objetivos con mucha comunicación, mientras que en Escorpio da ese aire de “no necesitar a nadie” y un carácter marcial e incansable. En un hombre muestra su tipo de masculinidad (si es hombre sensible, rudo, versátil) mientras que en la mujer representa el tipo de hombre que le atrae.

El crecimiento espiritual con Júpiter

Júpiter nos habla de nuestra capacidad de expandir a la vida, del tipo de acontecimientos fortuitos que se nos presentan, así como del tipo de “visión de la realidad” que se tiene. Si es un Júpiter en un signo de aire, la expansión mental será notoria y deberemos enfocarnos en ese camino, mientras que nos beneficiamos del trabajo con la materia si cae en un signo de tierra, como Tauro o Virgo.

El crecimiento espiritual con Saturno

Saturno suele proporcionar las experiencias más duras pero también las más valiosas. Este planeta nos señala dónde está nuestra mayor frustración, y para poder crecer espiritualmente hay que afrontar la prueba con paciencia y determinación. En algunos casos, nuestros defectos se convierten en nuestras mayores virtudes, como con Saturno en Capricornio o nos ayuda a profundizar en nuestro escepticismo hasta dar con nuestro dios interior, como cuando se aloja en Sagitario.

El crecimiento espiritual con Urano

Este planeta, excéntrico en su desplazamiento orbital, nos enseña a ser independientes, a creer en nuestras ideas y a cultivar cierta locura sana. Un Urano en Acuario nos indica que sobresalir del rebaño es lo que más necesitamos, mientras que en Capricornio da inventiva en el trabajo y gracias a esta energía se logra desarrollar un desempeño satisfactorio aunque se usen métodos poco ortodoxos. Integrar a Urano en nuestra vida hace que surja el genio que todos llevamos dentro, ¡sólo que ese genio tiene diferentes vestiduras!

El crecimiento espiritual con Neptuno

Neptuno, el planeta del misticismo, nos enseña los medios por los cuales alcanzar la iluminación, ¡pero cuidado! También nos revela nuestra tendencia a la fantasía. Neptuno en Piscis se encuentra en exaltación, la capacidad de imaginación se torna ilimitada pero cuidado, porque se tiende a depender de las mentiras, existe cierta dificultad para discernir lo que es real de lo ilusorio. Neptuno tiñe la casa en la que se encuentre de idealismo. Por ejemplo, Neptuno en casa 1, la casa del ego, vuelve al nativo compasivo y accesible a los demás.

El crecimiento espiritual con Plutón

Plutón nos pone a prueba a través de la renuncia y el sacrificio, en la casa donde se aloje es una faceta de la vida que tenemos silenciada y en la que tenemos que esmerarnos más, es la lección kármica fundamental que venimos a experimentar en la tierra. Plutón conforma aspectos de nuestra persona que rechazamos de forma inconsciente. Este planeta en cáncer indica que se deben trabajar más los sentimientos, al contrario de Plutón en Capricornio; indicaría que falta más disciplina y pasión por el trabajo duro.

Los aspectos planetarios como herramienta de autoayuda en astrología

Las interacciones entre planetas nos facilitan o dificultan nuestro camino | HoróscopoMágico.com

 

En astrología, los planetas no funcionan como entidades separadas, aislados unos de otros. En la carta natal vemos cómo establecen relaciones entre sí mediante los aspectos. Los aspectos harán que el cometido del planeta sea más fácil o más difícil de llevar a cabo. ¿Estas energías se fortalecen entre sí o se interponen? Veamos qué tienen que decir estas interacciones sobre el crecimiento espiritual y de qué forma nos pueden servir para practicar autoayuda.

La conjunción

Se da conjunción cuando el grado de separación entre planetas es de 0 a 10 grados. En la conjunción, hay una fusión de energías, actúan juntos en el cielo para activar el ser en lo más profundo. El signo y la casa en la cual la posición ocurre tendrán gran importancia también. Habrá un gran caudal energético que podremos usar para lograr grandes cosas pero también fácilmente se puede volver en nuestra contra, si no domamos nuestra pasión. Se considera un aspecto en general armónico en la vida del nativo. Marte conjunción al sol otorga vitalidad y resistencia aunque el riesgo de lesión también aumente exponencialmente con este aspecto.

El trígono

Se produce un trígono cuando hay 120 grados de separación entre planetas, o lo que es lo mismo, 4 signos del zodiaco tropical, equivalen a un trígono. La naturaleza del trígono es armónica, los trígonos entre planetas puede indicar dones, talentos naturales, la simpatía y el apoyo entre las funciones que los planetas están involucrando. Alguien con muchos trígonos en su carta consigue facilidades ahí donde otros tienen que sudar para obtener lo mismo.

La oposición

La oposición es entre dos planetas contrarios, a 180º de distancia de separación. La oposición trae la capacidad del conocimiento objetivo. Los planetas involucrados en un aspecto de oposición tienden a reflejarse uno en el otro para reflejarse entre sí. Hay un fuerte magnetismo de atraer y repeler, los planetas están tan distantes como pueden estar y deben comprometerse y trabajar uno con el otro, a pesar de que parecen diferentes. Un Mercurio opuesto a la Luna hace que el pensamiento divague con facilidad pero esto también puede ser una fuente de gran creatividad.

La cuadratura

Los planetas están en cuadratura cuando la distancia entre ellos es de 90 grados. Los planetas en aspecto de cuadratura representan puntos dinámicos. Son energías en apariencia conflictivas que operan en las personas o situaciones para que encuentren su liberación. Una persona con Marte en cuadratura a su Venus en su carta natal es probable que cause cierto rechazo en los demás durante su adolescencia, pero a base de ser consciente de este aspecto, logra controlar esta tendencia y se convierte en una personalidad atractiva.

En conclusión, a través del estudio de la carta natal podemos potenciar nuestro crecimiento espiritual y personal con la información que los planetas, los arquetipos, las casas y los aspectos nos brindan. Poseer una visión “astrológica”, es decir,  ser capaces de elaborar un pensamiento sintético con todos los matices de una carta astral, no es fácil y exige tiempo. La recompensa es  el aprendizaje profundo y significativo de nosotros mismos.