Horóscopo Mágico

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@diarioespana.com

Qué tipo de madre eres si eres Capricornio

Esos son los rasgos que te convierten en una mami única
La protección es la base de la personalidad maternal de Capricornio | Horóscopo Mágico

 

"Haz esto, haz lo otro, no lo hagas así, hazlo asá...". Te presentamos a la madre Capricornio, omnipresente y tan exigente que llega a ser molesta. No es fácil acceder a la protección emocional de su personalidad, pero lograremos encontrar su amor si somos capaces de poner en valor lo que es evidente: pocas madres como las regidas por el planeta Saturno depliegan una capacidad de entrega y sacrificio tan abrumadora. Veamos qué tipo de madre eres si eres Capricornio.

Qué tipo de madre eres si eres Capricornio

Para entender cómo es una madre Capricornio hay que conocer uno de tus secretos: la maternidad es algo que da sentido a tu existencia. A diferencia de lo que sucede con las madres de otro signo, las mujeres regidas por el planeta Saturno tenéis el sentido maternal especialmente desarrollado, y eso os convierte en madres prototipo. Tu desaforado sentido de la protección te lleva a ser una mamá muy exigente, dura, a veces incluso fría y en exceso autoritaria. 

Eso a veces influye en la distancia entre tú y tus hijos. Todo el Amor que tienes hacia ellos, que es infinito, lo canalizas a través de la rigidez y la rectitud, pues entiendes que solo a través del cumplimiento obediente de la norma puede dar lugar a una persona formada y con posibilidades en la vida.

Pero no tiene por qué ser un defecto. Veamos cuáles son tus tres cualidades como madre.

1. Una infinita sensación de protección

El sentimiento natural de un hijo es la necesidad de sentirse protegido por la madre. Es un instinto casi animal, que nace de nuestra sensación de desprotección ante un mundo abismal y cruel que se va abriendo ante nuestros hojos.

Pocas madres como tú saben ofrecer ese abrigo de protección a sus niños. De algún modo y de forma inconsciente, el tipo de madre Capricornio establece la relación con los hijos a través de la dependencia. Digamos que, a la larga, a esos niños les costará más desarrollarse en el mundo de una forma independiente, por bien que tendrán adquiridos unos roles sociales y unas normas de conducta muy útiles para andar por la vida.

Como en todas las otras faceta de la vida, cuando te preguntas qué tipo de madre eres tienes que recurrir a los rasgos de tu personalidad, y eso te lo otroga tu regente Saturno. Este planeta que rige a los Capricornio simboliza el deber de la persona, es decir, su motivo de ser, y en tu caso la maternidad ocupa el primer escalón.

Y puesto que en Saturno lo material predomina por encima de lo espiritual, entiendes que tu papel como madre consiste en ofrecer a tus hijos el sustento material, que no les falte de nada, y darles unos códigos de conducta con los que manejarse.

2. La línea recta

Para una madre Capricornio la rectitud es el camino hacia el éxito en el desarrollo personal.

Por tu carácter institivo de madre, la relación entre tu hijo y tú se asienta en la lógica natural de las relaciones entre madre e hijo: la madre autoritaria, refunfuñona y exigente, y el hijo rebelde, respondón, desobediente.

Desde el primer momento adoptas como tipo de madre Capricornio una imagen ascendente sobre tus hijos, que establecen una rígida jerarquía infranqueable. No te tiembla el pulso ante el castigo, y entiendes que para que llegue a ser una persona de provecho tiene que aprender el valor de la obediencia estricta

Eso, claro está, no es bien recibida por la otra parte. No es difícil escuchar de la boca de un hijo de madre caprina las palabras "Te odio, mamá". Pero tu grado de madurez como madre asume que es la reacción instintiva de un niño que se ha quedado sin juguete, que está castigado sin salir, o que simplemente no comprende la importancia de la orden recibida.

Solo en el momento que tus hijos hayan alcanzado la madurez suficiente como para ver que su mamá lo ha hecho todo por su bien, con el riesgo incluso de equivocarse, entenderán que el corazón de su madre es tan grande como su exigencia.

3. Siempre estarás ahí

El tipo de madre Capricornio tiene, por encima de lo relatado anteriormente, una cualidad que te hace única: la paciencia y la constancia unidas en la sensación que tu hijo tiene de que siempre estarás ahí. Por eso, a pesar de que a veces eres un modelo de madre fastidioso y agotador, te amará toda la vida.

Una madre Capricornio no desaparece nunca. Hay madres que entienden que el grado de exigencia tiene que ir disminuyendo hasta desaparecer, a medida que los hijos crecen y se hacen autónomos. No es tu caso, pues entiendes que tu deber como madre no se extingue con los años. 

A veces corres el riesgo de seguir entrometiéndote en la vida de tus hijos cuando ya son adultos, y eso les genera rubor y rechazo. Pero por el contrario, siempre llega algún momento en el que la realidad de la vida les golpea y necesitan volver al seguro regazo de la madre, sentir de nuevo su protección.

Y si algo tiene la madre Capricornio es que su generosidad y entrega no se agotan nunca. Así que como en muchos otros aspectos de la vida, tu perserverancia en el cuidado de tus niños hará que aún sigas viendo en ese hombre hecho y derecho a tu pequeño bebé y, de nuevo, hagas todo lo inimaginable para portegerlo y cuidarlo.