Horóscopo Mágico

Telegram : +34 691143240

E-Mail: info@horoscopomagico.com

10 leyendas urbanas alrededor del mundo

Jinetes sin cabeza, hombres del saco y fantasmas en la carretera... ¡Estas son las leyendas urbanas más escalofriantes!
La chica de la curva es una de las muchas leyendas urbanas que circulan alrededor del mundo | Horóscopo Mágico

 

¿Has escuchado hablar de las leyendas urbanas? Mujeres partidas por la mitad que te persiguen, criaturas que asesinan a tu perro y se esconden debajo de tu cama, autoestopistas fantasma, monstruos asesinos de ganado y el mismísimo diablo secuestrando chicas a lomos de un corcel. 

Se trata de ingredientes de las llamadas leyendas urbanas que llegan a cada rincón del mundo y se extienden como un poso de la cultura popular. Su secreto se halla en deambular sobre la delgada línea entre lo paranormal y lo real: se construyen a través de supuestos hechos reales. Te presentamos las 10 leyendas urbanas más terroríficas del mundo.

10 Leyendas urbanas alrededor del mundo

Desde antaño, en los pueblos ancestrales se explicaban mitos y leyendas que pretendían explicar algun fenómeno natural, el origen del lugar, o algo inexplicable. Estas historias se fueron trasmitiendo de generación en generación dando lugar a lo que conocemos como cultura popular. A lo largo de los siglos las historias se enriquecen y se multiplican.

En el mundo contemporáneo existen ciertas historias con elementos morbosos o misteriosos que corren de boca en boca hasta convertirse en lo que llamamos leyendas urbanas. Su particularidad está en que se encuentran en la frontera entre la fantasía y la realidad, y aunque siempre queremos no creerlas su halo mágico y terrorífico nos genera una enorme atracción.

Estas son las leyendas urbanas que, cosechadas alrededor del mundo, han llegado hasta nosotros para alertarnos de ciertos peligros o, simplemente, para dejarnos muertos de miedo.

Leyendas urbanas mexicanas

México es uno de los lugares del mundo donde su cultura está más vinculada a la tradición oral y el universo mágico. A lo largo del tiempo se han consolidado numerosos mitos y leyendas para explicar fenómenos, moralizar, o simplemente aterrorizar al personal. Algunas de ellas ponen los pelos de punta... ¡No te las pierdas!

1. La llorona

Entre las leyendas urbanas mexicanas más populares, "la llorona" es también la más conocida en el extranjero, de suerte que se ha acabado convirtiendo en un elemento más del poso cultural méxicano.

El mito de la llorona narra la historia de una adolescente que, buscando prosperidad, emigró del campo a la ciudad para trabajar al servicio de una familia adinerada. El despiadado hijo del matrimonio se encaprichó de la chica, pero luego de dejarla embarazada sus padres la despidieron sin más. Así que regresó a su casa.

Sin embargo, sus padres eran de profundas convicciones religiosas y desaprobaron el embarazo. La muchacha, desolada, bajó a los márgenes del río y allí, sola y consumida por el arrepentimiento, dio a luz. Al nacer su bebé, asustada, lo abandonó en las corrientes del río. Cuando se dio cuenta de lo que había hecho arrancó a correr persiguiendo al bebé y gritando angustiosamente.

Dice la leyenda que los campesinos y los viajeros siguen escuchando cada noche los desgarrados llantos de la llorona. 

2. La leyenda del charro negro

Una leyenda urbana aterradora y con moraleja es la del charro negro (en México charro significa jinete), también una de las más difundidas entre los pueblos de México. 

Dice esta leyenda que en un pueblo cercano a la frontera con Estados Unidos vivía una joven adorable cuya belleza era admirada por todos. Junto a esa belleza la muchacha había desarrollado un carácter caprichoso y promiscuo, así que se acostumbró a ir con varios hombres del pueblo a horas intempestivas, lo cual evidentemente hacía sufrir a su madre.

En una de esas citas, mientras esperaba a su galán, se cruzo por su camino un charro negro a lomos de su caballo. Tras susurrar algunas palabras, la muchacha cayó rendida, y aceptó la invitación de ir a dar una vuelta con el corcel.

El caballo arrancó y aceleró el ritmo cada vez más y más ante la miarada aterrorizada de la chica, que veía como el jinete iba levantando a su paso extensas llamas de fuego. Al agarrarle notó sus manos calavéricas cubiertas de pelo con las uñas largas y afiladas y comprendió que había sido arrebatada por el mismísimo demonio.

La bella adolescente nunca más volvió a ser vista por el pueblo, y se recomienda a todas las chicas jóvenes que se comporten pulcramente a riesgo de acabar como ella.

3. El chupacabras

Aunque es un mito enraizado en muchos otros países de Centroamerica y el sur de Estados Unidos, en México es donde tuvo más éxito e incluso se han hecho adaptaciones cinematográficas y literarias.

La leyenda urbana arranca del supuesto avistamiento de un monstruo terrorífico parecido a un extraterrestre que asesinó a cinco animales de granja, en 1995, en Puerto Rico. El mito se extendió hasta México y el sur de Estados Unidos, donde varios granjeros aseguraron haber sido testigos de la presencia de un ser bípedo con grandes ojos, púas en la espalda y largas garras.

Desde entonces el chupacabras ha sido descrito de varias formas, pero en su esencia recoge la tradición de algunos mitos rurales sobre la existencia de monstruos que habitan en los lagos y en los lugares apartados (como el monstruo del pantano) y se dejan ver de noche; y tiene un claro parentesco sangriento con el mito del vampiro.

Leyendas urbanas españolas

España es también tierra de leyenda y de misterio. En la piel de toro, cada región, cada pequeño pueblo, contiene sus particulares leyendas que mezclan el mito con la verdad y el folklore, y que se han trasmitido de generación en generación enriquecidas con nuevas versiones. Estas son algunas de las leyendas urbanas más extendidas.

4. La chica de la curva

La soledad en las carreteras secundarias en plena noche sigue siendo origen de escalofirantes leyendas sobre supuestas apariciones. La más escalofriante y popular es la de la famosa chica de la curva.

La variante más extendida de esta leyenda urbana cuenta que un conductor en una noche oscura decidió tomar una carretera secundaria para llegar a su destino. La carretera, estrecha y serpenteante, había sido escenario de varios accidentes mortales, lo cual no disuadió al experimentado conductor, que empezó a recorrer el tramo.

En una de las curvas cerradas el conductor visualiza la figura de una muchacha vestida de blanco que le obliga a detenerse. Tras pedirle que la lleve al pueblo más cercano se sube en el asiento de atrás, pero al cabo de un rato desaparece ante la mirada atónita del conductor. Al día siguiente lee en el periódico la muerte de esa chica, horas antes, en la misma curva.

La leyenda tiene muchas variantes, pero siempre suele tener dos finales parecidos: en uno la chica intenta alertar al conductor de lo peligroso de las curvas con el mítico "en esa curva me maté yo"; en otro, la chica quiere vengarse del conductor que la atropelló.

5. El hombre del saco

En México el mito de "La llorona" se utiliza para asustar a los niños y que se porten bien. En España, históricamente se ha utilizado la figura del hombre del saco con ese fin. En este caso, la que es una de las leyendas urbanas españolas más famosas tiene una base real y se ha convertido en una de las más extendidas.

El mito arranca de los hechos conocidos como "El crimen de Gádor", en 1910 en Almería. Francisco Ortega era un enfermo de tuberculosis al que le hicieron creer que podía curarse si asesinaba a un niño, bebía su sangre y se frotaba el cuerpo con sus vísceras. 

Francisco Ortega salió a la búsqueda de un niño y encontró en su camino, al pequeño Bernardo González Parra, que con sus siete años de edad estaba jugando solo. Así que lo metió dentro del saco que llevaba a cuestas, y lo llevó junto al curandero que le había metido tal idea en la cabeza. Lo desangraron hasta la muerte y le quitaron las entrañas.

Francisco Ortega y el curandero fueron condenados por las autoridades a muerte por garrote vil.

6. El robo del riñón

Uno de las leyendas urbanas más inquietantes ha sido durante muchos años la del robo de riñones, porque a diferencia de las historias de fantasmas, ésta tiene visos de realismo. ¡Nos podría pasar a cualquiera!

Dice la leyenda que un chico salió de fiesta un sábado cualquiera y, bailando, conoció a una chica atractiva que le ofreció continuar la fiesta en su casa. El chico decidió seguirla y, en el apartamento, la chica le ofreció bebida, la cual contenía alguna droga para conseguir dormirle. 

Lo siguiente que recordaba el chico era levantarse dolorido en una bañera cubierto con cubitos de hielo. Aún bajo los efectos del alcohol y el sedante pudo leer en su pecho unas letras: "Llama al 911 o morirás". Luego de llamar y mientras esperaba la ambulancia el chico revisó su cuerpo y descubrió aterrado dos ranuras en la parte baja del abdomen.

Entonces lo comprendió: le habían robado los riñones. Ahora vive conectado a una máquina en el hospital.

Leyendas urbanas japonesas

Si hay un lugar del mundo donde el terror cobra una dimension verdaderamente espeluznante es Japón. Los japoneses son unos maestros a la hora de explicar historias de terror a medio camino entre lo paranormal y lo real, y eso les ha dado una gran fama en los últimos años, sobre todo en el cine. Estas son algunas de las leyendas urbanas japonesas más escalofriantes.

7. La mujer de la boca cortada

El origen de esta leyenda no está muy claro. Algunos cuentan la versión de que fue una mujer cuyo marido la maltrataba y la acabó rasgando la boca. Otros dicen que fue una chica víctima de un accidente de tráfico que acabó con la boca cortada.

Sea como sea, dicen que esta mujer se aparece con una mascarilla quirúrgica y te pregunta si la encuentras atractiva. Si le dices que no, te cortará la cara. Si le dices que sí, se quitará la máscara y, ante tu grito aterrador, te cortará la cara. Así que si se aparece la mujer de la boca cortada (Kuchisake-onna), no tienes escapatoria: ¡Eres hombre muerto!

8. Teke teke

El terror japonés siempre tiene un punto gore, pero esta leyenda se sale. Cuenta la historia de una estudiante que murió al ser arrollada por un tren que seccionó su cuerpo por la mitad. Desde entonces, y por las noches, la parte superior del tronco de esta muchacha convertida en monstruo recorre las calles de las ciudades.

Se la conoce como "Teke teke" por el ruido que hacen sus cadavéricos dedos al impulsarse contra el suelo para avanzar (tek... tek... tek...). Dice la leyenda que si te cruzas en su camino estás perdido: Además de ser muy rápida no parará de perseguirte hasta que te encuentre y... ¡Cortarte por la mitad como le sucedió a ella!

Leyendas urbanas americanas

Los americanos también son muy amantes del terror, y han creado muchos mitos y leyendas de conceptos como el de Halloween, por ejemplo. Además, tal y como sucede con muchos de los productos culturales americanos, no han tardado en salir de sus fronteras y extenderse por el mundo. Esta leyenda es la más conocida:

9. El perro que ladra

La protagonista de esta leyenda es una niña de nueve años, hija única de un matrimonio con dinero que viven en una casa de bien. Los padres, para que la niña no se sienta sola, le regalaron en una ocasión un lindo perrito con el que hizo muy buenas migas.

Como los padres trabajaban mucho, un día se había hecho de noche y aún no habían regresado a casa. La niña empezó a sentirse asustada, así que se tumbó en la cama, se tapó con las sábanas, y para sentirse acompañada bajó la mano hasta debajo de la cama donde sintió la lengua húmeda de su perrito.

Al cabo de un rato, sedienta, la pequeña fue a la cocina a buscar un baso de agua y encontró a su perro ahorcado con unas letras escritas con su sangre: "No solo los perros lamen".

Leyendas urbanas rusas

Rusia es una tierra ancestral, tradicional, donde lo profano se une con lo religioso y lo sobrenatural para mezclar la historia con lo misterioso y lo mágico. Aunque no nos han llegado con tanta facilidad, también hay historias que ponen los pelos de punta.

10. El paso de Ditlov

Los hechos que han alimentado la leyenda de "El paso de Ditlov" sucedieron el 2 de febrero de 1959 en los Montes Urales. Ese día en esa zona acamparon 9 excursionistas a los que se les perdió la pista: solamente se encontró su tienda de campaña rasgada desde dentro. Meses después aparecerían muertos y con signos de violencia.

Según las primeras crónicas, de forma inexpliclable los nueve excursionistas habían abandonado la tienda rajándola desde dentro, y habían salido con poca ropa y descalzos con unas temperaturas inferiores a los -15ºC. Las huellas en la nieve llevaban hasta el bosque, donde la policía encontró los cadáveres con cráneos rotos, costillas y lenguas arrancasa y heridas internas mortales.

El caso se convirtió en un auténtico expediente X que alimentó todo tipo de teorías, desde el ataque del mítico Yeti hasta operaciones secretas del KGB o invasión extraterrestre. Cuando en los años noventa se abrieron los archivos secretos, el misterio no hizo más que crecer, pues los investigadores atribuían los hechos a una "poderosa fuerza desconocida".