La predicción de Tauro según los astros  | HoróscopoMágico.com

 

Amor

En caso de conflicto con tu pareja, que sepas que no tienes que alzar la voz (y menso gritar) más alto que la otra parte.

Esta semana, para aliviar las tensiones que se pudieran desarrollar, ¿por qué no os tomáis el tiempo para preparar una buena cena o para organizar un fin de semana para vosotros dos, a solas?

Para armonizar tus relaciones se necesita un poco de entrenamiento, no te creas que es algo sencillo en la que toso es llegar y topar.

Poco a poco se dibuja un futuro prometedor para el soltero, que encontrará una pieza que encaje en su antaño roto corazón.

Quizá vas de tipo duro que dice que está feliz sin pareja, pero en un rincón de tu cabeza debes estar preparado para la llegada de tu alma gemela, Tauro.

 

 

Dinero

Tendrás la elegancia de atravesar cualquier huracán con implacable maestría y sin despeinarte. Pisarás de manera firme el suelo, y si tienes alguna debilidad, nadie se dará cuenta de la misma.

Sería una buena idea enfocarte en áreas que son diferentes de aquellas que usualmente te ocupan, que diversifiques tu forma de ganarte la vida, de hacer dinero.

En la recta final de la semana se pintan en tu cielo oportunidades de cambio en el trabajo, nuevas ofertas incluso que te harán pensarte mucho qué hacer.

Tan solo ten en cuenta una cosa: para aceptar nuevas obligaciones tendrás que decir adiós a otras, las cuales puede que te satisfagan mucho. ¿Estarías dispuesto entonces?

Salud

Estás particularmente de buen humor y esto te ayudará a sentirte aliviado si tienes problemas o molestias de algún tipo.

Esta semana debe tener como prioridad tu descanso, y aprovechar los mismos para compartir bellos momentos con tus seres queridos.

Cuando te veas envuelto en una espiral de malas vibraciones refugiarte en tu familia o tus amigos será lo más reconfortante, mil veces mejor que llevar encima cualquier talismán ancestral.

Los contactos con personas de gran espiritualidad te permitirá abrir tu mente a estímulos que nunca habrías imaginado, y trabajando en el desarrollo de los mismos encontrarás un buen equilibrio.

No estaría de más, por último, que echases un vistazo a las alergias que tengas; quizá eso explique las veces en las que te pones a toser y estornudar sin parar.