Amor

Párate en seco, y dedícate a escuchar a tu propia alma; si sigues tu brújula del corazón sin considerar un clima caprichoso, mantendrás todo en orden y romperás con las posibles crisis amorosas que se pudieran detectar.

Habrá tiempo para matar dragones pero también para visitar tu jardín secreto, lo que te permite duplicar con gracia y de manera casual los progresos que alcances.

Cuenta con tu clarividencia en lugar de con tus deseos excesivos para establecer y administrar mejor tus metas de amor si eres un soltero insumiso, de los que presumen que nunca serán cazados.

Espera al momento adecuado: ¡cuando esté listo para declararte y comprometerte y asumir nuevas responsabilidades los astros te avisarán!

Como pareja, no deberías dejarte engañar por algunos retrasos inevitables y emplea ese tiempo para refinar tus estrategias personales y conjuntas, discutir tu futuro común como pareja y hacer proyectos hermosos que te harán feliz.

 

 

Dinero

Te vas a ver obligado durante un tiempo, de manera puntual, a llevar un control exquisito de tus cuentas con lupa. Pero pasará pronto.

Y es que varios planetas liderados por Júpiter te están llevando hacia un nuevo ciclo con nuevas oportunidades de dinero en efectivo. ¡Pero vela para que todo esté dentro de la legalidad!

En los negocios, muchos nativos de Tauro tendrán que tomar decisiones valientes. Tu voluntad y tu deseo de acción te llevan a un horizonte profesional más claro e indulgente.

Salud

Sentarás las bases del futuro de tu bienestar con rigor y sin reparos. En cualquier caso, es la mejor actitud para aprovechar este clima disciplinado y austero que plantea el Horóscopo Mágico.

No vuelvas a caer en viejas tentaciones que perjudican a tu salud, este no es el momento (de acuerdo, ninguno lo es).

Controla pues tu apetito de dulces, y de comer entre horas. Además, recuerda que las paredes no tienen ojos, pero eso no significa que si te comes unos bollos de chocolate a escondidas no se vaya a notar.

Si hace tiempo que no cambias tu cepillo de dientes, sería el momento; no es necesario que sea un foco de bacterias.