Las más grandes hazañas y los momentos más memorables tienen como protagonistas a personas arriesgadas, exploradoras y cazadoras de emociones auténticas, gente genuina que valora la esencia mágica de ciertos momentos inolvidables y saben encontrarlos en los lugares más inesperados. Si deseas descubrir si el tuyo es uno de los tres signos más aventureros del Zodiaco, te sacamos de dudas.

Los 3 signos más aventureros del Zodiaco

Procedentes de diferentes elementos y con motivaciones distintas, pero todos ellos exploradores intrépidos de vivencias nuevas.

3. Cáncer

El tercero de los elegidos como los signos más aventureros del zodiaco es Cáncer, el primero de los nativos del elemento agua, caracterizados por una gran sensibilidad que les hace mucho más volubles e impredecibles en determinadas situaciones que al resto de los horóscopos.

Y éste bien podría ser el motivo por el cual Cáncer a veces se ve inmerso en situaciones mucho menos predecibles y convencionales de las que se podrían esperar de alguien con su forma de ser.

Suele ser habitual en ellos encontrarse como ante un auténtico cruce de caminos a la mínima situación en la que no le queda más remedio que tomar una decisión, y es tal la presión que muchas veces a la hora de dudar entre una u otra opción, se aventurará (sin pensarlo realmente de forma suficientemente reflexiva) a decantarse por aquella menos lógica o que poco tiene que ver con su personalidad, viéndose de esa forma en una situación que se desarrollará de forma bastante impredecible.

Sus vidas están repletas de historias con un principio similar a éste, y gracias a ello pueden contar con vivencias a sus espaldas realmente enriquecedoras, con las que crecer como persona, y que le consagran así como uno de los tres signos más aventureros del zodiaco.

 

2. Acuario

Encontramos al segundo de los signos más aventureros del zodiaco; se trata nada más y nada menos que de Acuario, el más impredecible de entre los signos de aire. Y es que con una mente tan inquieta como la de este horóscopo, y unas ideas tan abiertas, date por seguro que si se propone expandir sus horizontes, no habrá quién le pare.

Su forma de embarcarse en situaciones novedosas, arriesgadas y de desenlace tan incierto como misterioso, hace que sean muchos los que vean en él una persona temeraria, aunque no es así. Lo que sucede es que, donde la mayoría vería límites e incluso barreras (en el fondo autoimpuestas) Acuario ve opciones poco exploradas, y por tanto suscitan su interés.

Y es que ante la posibilidad de que algo pudiera encerrar en su interior valiosos desenlaces, descubrimientos y aprendizajes, el nativo de este signo no se quedará con la eterna incógnita, sino que buscará respuestas por sí mismo.

Son los típicos casos en que Acuario sencillamente se dejará llevar por la intuición o las señales que perciba y caminará hacia donde sus ideas le arrastren. Motivos más que suficientes para ostentar el honorable segundo puesto entre los signos más aventureros del zodiaco.

 

1. Sagitario

Y finalmente llega el esperado número uno de los signos más aventureros del zodiaco, el representante del ímpetu del elemento fuego, el arrollador Sagitario. Hablar de él es sinónimo de emociones fuertes y adrenalina, porque para él el planteamiento general acerca de su propia vida es “¿cómo hacer más emocionante el día de hoy?”

Por algo se trata del “aventurero por excelencia”, porque no espera a que las cosas pasen, ya que él hace que sucedan.

Nada de aceptar la rutina como parte de la normalidad en la propia vida, ya que Sagitario sería el típico que miraría las mareas o la dirección del viento por si puede aprovechar para navegar o surcar las olas antes de hacer otros planes en la agenda de ese día, quien se adentraría cámara de fotos en mano en lo profundo de un bosque sólo por si alguna maravilla le sorprende en el camino, o quién se atrevería a iniciar un flirteo con otra persona a la que no conoce sólo porque algo en su mirada le dice que es alguien interesante.

Es el claro ejemplo de que no existen más reglas que las de su propio instinto, que si algo dentro de sí mismo le dice “hazlo” él se contestará “¿y por qué no?” y pasará a la acción. Y eso sólo puede llevarlo hasta las últimas consecuencias alguien como el número uno de los signos más aventureros del zodiaco. Alguien como Sagitario.